LA HIPOCRESÍA DE MORENA Y SUS CORRELIGIONARIOS. EL BIENESTAR DE MORENA Y LA POBREZA DEL PUEBLO.

Cinismo de Morena quedó otra vez más demostrado como las declaraciones de Mario Delgado al sostener que las descalificaciones hacia la familia del Presidente López Obrador son actitudes desesperadas por el inminente declive de los partidos políticos que por décadas han saqueado a México.


De ese tamaño es la estupidez de Morena, ahora resulta que son ataques y descalificaciones, cuando López Obrador desde el Palacio Nacional ha venido cocinando el odio hacia la clase media, ha emprendido una cacería contra políticos opositores al comunismo, persecución a activistas y periodistas, incluso hasta asesinatos.


Según la señora María Elena Hermelinda Lezama dice que su gobierno será incluyente, y que su prioridad serán los sectores vulnerables olvidados por "los conservadores" que resisten a perder ciertos "privilegios".


De este tamaño es el cinismo cuando ella gozó de ese privilegio al ser premiada con placas de taxis por su anterior jefe Roberto Borge Ángulo, que corta memoria tiene la señora.


A decir de los sectores vulnerables y olvidados, creo que ella no tuvo la capacidad de atender ese sector en su municipio, basta recorrer las regiones de Cancún para conocer la pobreza.


La señora María Elena Hermelinda ha demostrado su incapacidad para solucionar los problemas sociales de Cancún, ahora promete atender sectores vulnerables, no tiene vergüenza, de este nivel es la mediocridad política.


A pesar que Morena es una desgracia para México existen imbéciles que siguen adorando a un mediocre e hipócrita mesías de cuarta y poniéndose la camiseta del Foro de Sao Paolo para seguir abrazando a los crimínales.


Estos morenacos en vez de dar respuestas siguen buscando culpables del pasado, su corta memoria no les alcanza para atender los problemas del país, y no vamos lejos, en el municipio de Solidaridad, la expresidenta municipal Laura Beristain dejó la economía hecha pedazos, y un clima grave de violencia.


En Cancún sucede lo mismo, pese a ello, hay gente que sigue dormida o responde a intereses para alabar a una mujer incapaz de gobernar, las evidencias saltan a la vista, inseguridad, violencia, rojos, asaltos, asesinatos, etc.


Mientras el pueblo sigue al día, Morena disfruta de las mieles, comprando conciencias para mantenerse en el poder y deleitar del bienestar como lo hizo Chávez en su momento, al fin que el pueblo aguanta.


Fuente: Gustavo Escalante.


39 visualizaciones0 comentarios