VICIOS SOBRE ASESINATO DE IGNACIO SÁNCHEZ Y ACUSACIÓN CONTRA KARLA VIVAS. (1)

Karla Odette Vivas Medina fue arrestada el 28 de mayo de 2021 por elementos de la Fiscalía General del Estado de Quintana Roo (FGE), en cumplimiento a una orden judicial por su probable responsabilidad en el homicidio del político Ignacio Sánchez Cordero, quien era virtual candidato a la presidencia municipal de Puerto Morelos, ocurrido el 24 de febrero de 2021.


Tras su detención, fueron filtrados a los medios audios de mensajería donde, supuestamente, Vivas habría planeado la muerte del precandidato, quien fuera competencia de su hermana Yazmin Vivas Medina, que aspiraba al mismo cargo de elección popular.


La inculpada fue vinculada a proceso el 2 de junio de 2021 por el juez de control del municipio de Solidaridad, Emmanuel Peniche Caro, quien dictó la prisión como medida cautelar durante el proceso de investigación, tal como lo solicitó el Ministerio Público.


Sin embargo, la principal y cuasi única prueba que versa en la carpeta de investigación, a través de la cual se solicitó el arresto y vinculación a proceso, fue manipulada por personal de la Fiscalía General del Estado, a través de la falsificación de firmas.


Se tuvo acceso al expediente completo de la investigación sobre el homicidio de Ignacio Sánchez Cordero, perpetrado a las 9:10 horas del 24 de febrero de 2021, en una cafetería del poblado de Puerto Morelos. Los atacantes lograron huir.


LA INVESTIGACIÓN PRELIMINAR


‘Nacho’, como también se le conocía, era secretario de Desarrollo Social del Ayuntamiento de Puerto Morelos y, en apariencia, la carta fuerte del Partido Verde Ecologista de México para ser el abanderado a la presidencia municipal, junto con los partidos de la coalición previamente conformada por Morena y el Partido del Trabajo.

Previo a su asesinato, el 9 de enero de 2021, Ignacio Sánchez hizo una visita a la Unidad de la Fiscalía en Puerto Morelos y se apersonó con el director de la Policía de Investigación, Jesús Alexander Carrillo Heredia. El motivo de su visita fue solicitar que cuando iniciaran las campañas se le apoyara y se hicieran patrullajes en los eventos masivos que realizaría como candidato; no solo para él, sino para todos los partidos. Manifestó que no sabía aún por cuál partido competiría, pero se comprometió a regresar e informar cuando tuviera certeza. Dijo que no sentía temor por su vida, según consta en un oficio anexado a la carpeta.


El día de la ejecución, su esposa Blanca Merari Tziu Muñoz fue la encargada de reconocer el cuerpo y levantar la denuncia por el delito de homicidio contra quien o quienes resultasen responsables.


En su declaración, únicamente señaló que el fallecido tenía rivalidad con una persona de nombre Romay y con Tirso Esquivel, quien se desempeñó como secretario de Desarrollo Urbano del mismo municipio y también buscaba entonces una candidatura.


Como parte del procedimiento, personal del Ministerio Público realizó una serie de entrevistas en calidad de testigos a colaboradores y cercanos de Sánchez Cordero, incluso a la entonces alcaldesa Laura Fernández Piña y a los miembros del Cabildo. Varios de los testigos confirmaron las diferencias entre Sánchez Cordero y Tirso Esquivel. Un testigo también abordó una presunta diferencia con la presidenta Fernández Piña, ante la posibilidad de que él no fuera el candidato de la coalición PVEM-Morena-PT.


La primera línea de investigación apuntó hacia Tirso Esquivel. La Fiscalía recabó varias notas periodísticas donde se apuntó a este personaje, quien después sería candidato a la presidencia por el partido Fuerza por México.


El 11 de abril de 2021 la FGE cateó el domicilio de Esquivel, con una orden concedida por un juez, en busca de indicios. También se intervinieron sus líneas de telefonía celular. Tras el cateo, el ya pactado candidato de Fuerza por México dijo a través de un video en sus redes sociales que se trataba de una ‘intimidación’ y aseguró que no tenía ningún nexo con las personas que cometieron el delito.


Los fiscales solicitaron y obtuvieron la autorización judicial para revisar las comunicaciones de otras personas cercanas a Ignacio Sánchez. Se revisaron los peritajes correspondientes y la necropsia realizada, pero no se obtuvieron indicios sólidos para determinar una responsabilidad.

ATENTADO CONTRA LA VIUDA BLANCA MERARI, HOY ALCALDESA DE PUERTO MORELOS.


Tras la ejecución de Sánchez Cordero, la viuda Blanca Merari Tziu Múñoz fue la persona designada para abanderar a la coalición Morena-PVEM-PT a la presidencia municipal. Su campaña arrancó el 19 de abril en Puerto Morelos, acompañada de la alcaldesa Laura Fernández, quien estaba buscando entonces una curul en la Cámara de Diputados (la cual consiguió).


El 4 de mayo de 2021, durante una gira proselitista, Blanca Merari sufrió un intento de atentado, según reportó su equipo de campaña. La policía local informó que aproximadamente a las 17:15 horas cuatro sujetos a bordo de una camioneta Mazda se pegaron a la patrulla y amenazaron a un elemento, para luego darse a la fuga. La camioneta fue abandonada en un área verde y los sujetos lograron huir cargando sus armas consigo, según el informe incluido en la investigación.


En el vehículo -que contaba con reporte de robo- fue encontrado un teléfono celular marca Samsung color rojo, así como algunas armas y casquillos. Estos hechos implicaron una nueva denuncia por parte de Blanca Merari Tziu, contra quienes resultaran responsables por los delitos de portación de arma de fuego de uso exclusivo del ejército, homicidio en grado de tentativa y asociación delictuosa.

La Fiscalía procedió a solicitar al Juez autorización para la revisión exhaustiva del teléfono Samsung rojo abandonado en la camioneta, para tener acceso a llamadas y mensajería, así como a aplicaciones móviles, a fin de recabar indicios.


El 10 de mayo de 2021 se recibió autorización por parte del noveno juez de control del Centro Nacional de Justicia Especializado en Control de Técnicas de Investigación, Arraigos e Intervención de Comunicaciones.


El 15 de mayo de 2021 la FGE recibió de los agentes de la Policía de Investigación la información extraída del teléfono celular en un dispositivo USB marca Kimtigo, color plata de 8GB. En la revisión de la mensajería de WhatsApp incluida en el expediente, se observa que, presuntamente, de las 85 conversaciones abiertas, solo había tres contactos con nombres de usuario entendibles, el de “Juan Pérez”, “Karla Vivas” y Yazmin Vivas.


El expediente apunta que hay una conversación a la que se le presta especial atención, con un número telefónico con terminación 5896 propiedad de Karla Vivas, hermana de Yazmin Vivas, quien contendió por la presidencia municipal de Puerto Morelos, como abanderada del PES.


“Se puede observar que dicha plática versa sobre casas de seguridad, compra de municiones, armas de fuego, equipo táctico, así como alinear a taxistas para apoyar a candidata”, dice el expediente de la Fiscalía. No obstante, en las conversaciones que se anexan no se hacen referencias a casas de seguridad ni tampoco armas de fuego o municiones, solo a la compra de chalecos (no se especifica si son antibalas). También intercambian información sobre la campaña y personas de las otras planillas. La Fiscalía encontró también seis audios considerados como relevantes, donde se usa un lenguaje soez y se habla de extorsionar a una persona para que done cosas para la campaña, así como la idea de hacer un grupo de choque.

Se procedió a investigar los antecedentes de las hermanas, sus vehículos y sus líneas telefónicas, al mismo tiempo que Yazmin Vivas contendía por la presidencia municipal. En este punto, la línea de investigación se centró en Karla Vivas, sin que se concretara un llamado por parte de la Fiscalía o el juez…


EL TESTIGO PROTEGIDO


Sin embargo, 10 días después una “casualidad” afianzó la hipótesis. El 25 de mayo fue aprehendido un sujeto con iniciales J.D.P.M (se reserva identidad) por delitos contra la salud en su modalidad de narcomenudeo. A esta persona se le asignó como abogado de oficio al licenciado David Santes Hernández, quien supuestamente tomó su declaración inicial.


No es mi deseo declarar por cuanto a los hechos por los cuales me detuvieron, pero una vez que tuve una plática con mi defensor, es mi deseo dar información respecto a unos homicidios que sucedieron en Puerto Morelos, uno donde mataron al candidato Nacho a mediados de febrero de este año y otro donde atacaron a su esposa del muerto Nacho, de nombre Blanca, que también es candidata”, dice la declaración del detenido por narcomenudeo. El oficio está firmado por Rosa María Valentín Rodríguez, fiscal del Ministerio Público adscrita a la Fiscalía Especializada en Delitos contra la Salud, en la zona norte de Quintana Roo.


En el nombramiento del defensor público se refiere que la persona se hace llamar (nombre con iniciales) J.D.P.M, pero indica que no cuenta con identificación que así lo avale. Ahí, el defensor público “acepta” el nombramiento y protesta desempeñarlo fielmente. Dicho nombramiento es firmado tanto por la fiscal como por el defensor David Santes y el detenido J.D.P.M. En su declaración, ya en calidad de “testigo protegido”, J.D.P.M detalla que llegó a Cancún para trabajar para el Cártel Jalisco Nueva Generación, pero luego de que algunos de sus conocidos fueran detenidos o huyeron, él terminó por alinearse al cártel de Sinaloa.

Ahí cuenta cómo presuntamente se trabajaba en una casa de seguridad ubicada en el fraccionamiento Vista Real, proporcionando calle y número.


“A mediados de febrero Alias 15, Alias 14 y Alias 18 llegaron a la casa del Fraccionamiento en compañía de una fémina, la cual tenían vendada de los ojos, de complexión robusta y tez morena, de estatura baja y un poco pecosa, como de unos 40 años. Después de que le quitaron la venda Alias 15 le dijo que era por protección. Después de que le quitaron la venda estuvo platicando con mis patrones y escuché que le decían ‘la tía’. “Querían apoyar a la hermana de la tía, que iba a ser candidata de Puerto Morelos para ser presidenta municipal de un partido político, la cual identificaban como Yazmin”, se lee en la declaración del testigo protegido.


Añade que en ocasiones Karla Vivas entregaba dinero a sus patrones para “dejarle el campo libre a Yazmin”. A cambio, presuntamente, ella se comprometía a dejar como encargado de la Policía Municipal a quien los delincuentes designaran. Más adelante relata que a mediados de febrero ‘la tía’ se reunió nuevamente con sus patrones y les entregó una mochila, señalando que ahí había 300 mil pesos como primer pago y que el resto se daría cuando mataran al candidato Nacho, que era un “estorbo” para que su hermana llegara a la presidencia.


Al día siguiente me enteré por mis patrones que se habían chingado al candidato Nacho y andaban festejando por ese desmadre, porque la vuelta había salido bien ya que habían enviado un sicario a matarlo”, indica.


En la parte final del testimonio, refiere que a finales de abril de 2021, estando en la casa de seguridad, llegaron Alias 14, 15 y 16 y también estaba ‘la tía’, y supuestamente hablaron sobre los problemas que les implicaba Blanca Merari para la candidatura de Yazmin Vivas, por lo que decidieron que lo mejor era “chingarse a la viuda”


“Fue entonces que ya para el día 4 de mayo de este año me enteré que el grupo de choque de Alias 14 se fueron a buscar a esta mujer para hacer el trabajo que les encargó Karla Vivas, y por la tarde me enteré por las redes sociales que los policías los habían correteado, que tuvieron que abandonar el coche que usaba Alias 14 y unas armas, y que se metieron al monto. Dicho coche es una camioneta Mazda CX3 color blanco”


La declaración del sujeto, detenido por otros delitos y, por azares, relacionado con el caso que estaba en el ojo público, es plenamente coincidente con los hechos descritos anteriormente por la policía y se relacionan con los mensajes identificados en el teléfono Samsung rojo.

El 26 de mayo de 2021, un día después de presentada la declaración, la Fiscalía General del Estado solicitó al juez de control la aprehensión de Karla Vivas Medina (la tía), así como de Francisco Humberto Zúñiga Castillo (alias 14), Héctor Elías Flores Aceves (alias el 15) y Oscar Dzul Cortés (alias 18), por delitos en agravio de la vida de Ignacio Sánchez Cordero. La orden de aprehensión contra los supuestos sicarios fue concretada apenas un día después de que fue concedida, el 28 de mayo de 2021. Rapidez poco común en los casos de homicidio que acumula la institución.


Fuente: AN / MDS


49 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo