FELIX GONZALEZ CANTO. ACUSADO DE DESPOJO EN HOLBOX.

Ex Gobernador de Q.Roo es señalado junto al dueño de Coca-Cola por despojo en Holbox


Desde la década de los 90, un grupo de empresarios encabezados por Fernando Ponce García, fraguaron una estrategia para hacerse de los derechos ejidales de cientos de habitantes de la zona de Holbox, al norte de Quintana Roo.


Ejidatarios y campesinos dijeron haber sido engañados para despojarlos de sus tierras.  El Centro Mexicano de Derecho Ambiental exhortó a la Semarnat a rechazar el proyecto por pretender talar un manglar para abrir canales y hacer dragados en un Área Natural Protegida mientras que el  pasado 4 de junio, ciudadanos se manifestaron para exigir la restitución de sus propiedades.

El hombre más influyente de la Península de Yucatán, dueño de Bebidas Peninsulares (Bepensa) –un conglomerado de 50 empresas y distribuidor de la Coca-Cola en la región–, adquirió decenas de hectáreas a través de sus socios para poder desarrollar el polémico proyecto turístico de “La Ensenada”, enclavado en la reserva de la biósfera de Yum Balam, gracias a la generosidad de los gobiernos federal y estatal.La ambición que desde entonces mostró este grupo empresarial por apoderarse de esta bella isla, contó con el apoyo, las facilidades y hasta con la sociedad de políticos estatales, como el ex Gobernador y actual Senador Félix González Canto.


No sólo socios comerciales de Bepensa y familiares de Ponce García figuran como propietarios de ejidos en la ínsula, según datos del Registro Público de la Propiedad y del Comercio (RPPC) de Cancún. También se encuentra el primo de González Canto, Jaime Zetina González.


En la lista de socios de Ponce García figura como “ejidatario” Ermilo Javier Castilla Roche, uno de los socios de Península Maya Developments, empresa que desarrolla “La Ensenada”, y que obtuvo seis lotes en Holbox el 13 de septiembre de 2009, durante el sexenio de González Canto.

Según los documentos, al empresario se le entregaron estos terrenos “por instrucciones del C. Felipe Calderón Hinojosa”, siendo delegada del Registro Agrario Nacional (RAN) Arlette Aguiar Irigoyen, una funcionaria vinculada con diversos procedimientos fraudulentos en terrenos ejidales.


También Ponce García figura como titular de varios terrenos que fueron cedidos a su hijo, Fernando José Ponce Díaz, quien obtuvo seis títulos de propiedad en ejidos de Holbox, siendo delegada del RAN Alicia Ricalde Magaña, y Presidente Vicente Fox Quesada.

Y también su hija, Margarita del Pilar Ponce Díaz posee seis ejidos más en la ínsula. Además, Fernando Ponce García donó una propiedad a Península Maya Village SA de CV, empresa que no figura en el RPPC de Cancún.


A pesar de todo esto, el grupo Bepensa emitió un comunicado en el que se desvincula del proyecto y las propiedades de la familia. El mensaje asegura “que sus actividades empresariales nada tienen que ver con los negocios privados de sus accionistas o socios comerciales, siendo actividades separadas e independientes”.

“Bepensa no tienen ninguna participación accionaria, ni como inversionista, directo o indirecto en proyecto turístico inmobiliario alguno en la isla de Holbox”, aclara la compañía.

El emporio Bepensa inició hace casi 70 años cuando Fernando Ponce G. Cantón adquirió la franquicia para embotellar y distribuir Coca-Cola en Yucatán. Vinieron después negocios de distribución y transporte, publicidad, propaganda y talleres mecánicos. Luego obtuvo la concesión de automóviles Volkswagen y Camiones International e incursionó en la renta y venta de automóviles y de maquinaria.


El grupo empresarial opera en 15 estados del país, así como en Centroamérica y el Caribe. En Quintana Roo manejan las empresas de distribución de automóviles Audi y Porsche, la venta y renta de las maquinarias Cummins, Case, Komatsu Montavert, así como carros de golf Club-Car, entre otros negocios.


Ahora, el proyecto en la mira del dueño de este emporio es “La Ensenada”, cuya inversión será de alrededor de 850 millones de dólares, a través de la compañía Península Maya Developments, constituida legalmente el 13 de noviembre de 2007.

De acuerdo con el folio mercantil electrónico 18753, la compañía está integrada por  empresarios yucatecos y de la ciudad de México; y tiene como objeto social la adquisición, venta, arrendamiento, desarrollo, construcción, diseño, administración, gerencia, mantenimiento, mercadeo, comercialización, gestión, explotación y operación de todo tipo de desarrollos inmobiliarios.

Su capital fijo son 5 mil acciones. De éstas, 4 mil 999 son para Península Maya Group –otras empresa que no figura en Cancún– y una acción para Fernando José Ponce Díaz, hijo de Ponce García.


El consejo de administración está constituido por Gabriel Antonio Cámara Roche, Ermilo Javier Castilla Roche –yerno de Ponce García–, Juan Manuel Ponce Díaz –otro de sus hijos– y el propio Fernando Francisco Javier Ponce García.

Y en el polémico proyecto de “La Ensenada” también participa el presidente de la asociación de desarrollos inmobiliarios y vicepresidente de Grupo Ara, Germán Ahumada Alduncin, compañía líder en el sector.

Otros empresarios que han sido vinculados con el desarrollo turístico y señalados por obtener predios a base de engaños –según ha salido a la luz en medios nacionales–, son Roger Roche Millet, director general de Coldwell Banker Bienes Raíces, Chichen Realty y director de capacitación de la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios Mérida; Hugo Boehm Calero, director del hospital Star Médica de Mérida y Federico Berrón Autrique, empresario dedicado a la producción de miel.


A estos nombres habría que sumar el del ex Gobernador Félix González Canto, quien desde un principio avaló el proyecto y lo promovió como un potenciador del desarrollo turístico en la entidad. A través de su primo y presunto prestanombres, Jaime Zetina González, adquirió títulos de propiedad en la ínsula, justo en las inmediaciones de donde se desarrollará el proyecto.


Suscripcion a nuestras Edicion

© 2017 ASPECTOS WEB DESIGN